Follow by Email

Visitas

lunes, 29 de septiembre de 2014

ALPES MARITIMOS

Escapada de una semana para conocer una nueva zona para barranquear. La verdad que en una semana solo he tenido tiempo de ver los descensos más clásicos de la zona, pero hay un montón de barrancos y de todos los niveles. Decir que el "Conseil Général Alpes-Maritimes" a parte de dar un libro de información de los barrancos de la zona, lo podeis pedir en la oficina de información de cualquier pueblo de la zona, tiene super bien señalizados todas las entradas, salidas y escapatorias en los barrancos, todos los barrancos que nosotros hicimos están muy bien instalados.



Salida el viernes 19 de septiembre hacia Breuil-sur-Roya, desde Barcelona hay unos 722km., todo por autopista hasta la salida de Ventimiglia (Italia), de ahí subir hacia Breuil-sur-Roya. Llegamos a las 02:30h de la madrugada, pero a partir de las 03h empieza a llover y no para hasta las 08h, , así que vamos a preguntar a Laurent, un guía que trabaja en Breuil, si la lluvia caida esa noche puede afectar a los barrancos y sus caudales, nos dice que ningún problema.
A las 10h20' empezamos a andar hacia el Vallon de Carleva, el barranco no lleva mucha agua pero con las pozas llenas y limpias lo que permite hacer todos los saltos y toboganes.

Vallon de Carleva















Domingo 21, la jornada de hoy es Vallon du Morgué y Clue de la Maglia.


Clue de la Maglia. Rápel cueva
A las 09h30h ya estamos en el párquing de la Maglia, pero antes ya hemos escondido las dos cuerdas que vamos a utilizar para el descenso du Morgué, éste tiene un rápel de 60m., en el párquing ya encontramos gente equipándose y coches aparcados.
Preparamos el material y a la Maglia, barranco divertidísimo y según mucha gente uno de los mejores de la zona, saltos, toboganes y un rápel en una cueva muy bonito, una vez salido de la cueva andamos unos 200m. y encontramos a mano derecha una escapatoria, bien indicada.

Clue de la Maglia. Escapatoria

De ahí una subida de unos 20' hasta la carretera y otros 15' hasta el puente de inicio de la Morghé, antes de iniciarlo comemos alguna cosa, cambiamos las cuerdas y al ataque.


 Barranco vertical y con poca agua que finaliza en el inteior de la Maglia, justo antes de la cueva antes mencionada, así que repetimos el rápel de la cueva y finalizamos la Maglia, aquí más saltos, pequeño rápel y fuera. La salida si no has hecho combinación de coches es de una hora de remontar el barranco por su margen derecho, nosotros gracias a Laurent salimos en 30' a la carretera y luego él nos sube a recoger el coche, fantástico.

Vallon du Morghé

Lunes 22, hoy madrugamos para cambiar de zona y ir a Beuil, pero a medio camino nos pararemos para hacer la Riou de la Bollène. La ruta nos lleva por el col du Turini, etapa clásica del Rally de Montecarlo, curvas y paellas sin parar.
Riou de la Bollène

El barranco aconseja combinación de coches, nosotros al llevar solo uno decidimos esconder las mochilas en la entrada y luego descender con el coche hasta el pueblo de la Bollène, allí aparcamos y empezamos a subir hacia el inicio del cañón, al salir del pueblo hacemos autostop y el primer coche que pasa nos acerca en nada a la salida.
El barranco es de roca caliza como lo de los días anteriores pero resbala un montón. Barranco con rápeles, saltos y  toboganes.
Una vez finalizado, a unos 100m del final del barranco y ya por el camino de retorno encontramos una baliza que nos desvía hacia el pueblo y nos sube directo a él, la verdad que el camino no está muy bien marcado y al final es subir a lo jabalí.
Una vez acabado el barranco, coche y hacia Beuil.



Riou de la Bollène
Para el día siguiente teniamos programados dos barrancos cerca de Beuil pero la amenaza de mal tiempo para el miércoles hace que cambiemos el programa y realicemos la Clue du Raton.
Clue du Raton
 Para Clue du Raton necesitamos combinación de coches obligatoria, así que en el cámping de Beuil pedimos si alguien nos podría llevar a la entrada del barranco y los del cámping se ofrecen para llevarnos.

El martes 23 a las 07h30' estamos ya en los coches y de camino hacia el párquing de salida para dejar nuestro coche y luego hacia el párquing de entrada. Este baranco tiene una reglamentación especial: entrar antes de las 10h, salir antes de las 17h, el grupo no puede ser superior a seis personas y con amenaza de mal tiempo abstenerse de realizar el barranco.
Clue du Raton

Para el martes el día no es super soleado pero no dan lluvias, así que para el barranco. Largo barranco, muchos rápeles (35) ninguno de ellos supera los 20m. A destacar de este barranco la piedra de color rojo, cuando esta seca tiene una gran adherencia pero por donde pasa el agua resbala un montón. El recorrido es una combinación de zonas muy estrechas (ahí esta el peligro de una crecida) con zonas más abiertas.




Miércoles 24, el día se levanta todo tapado pero sin llover, así que sin pensarlo nos vamos al Vallon de Challandre, vecino del Raton, piedra roja y una sucesión de cascadas.
Vallon de Challandre

Al mediodía ya hemos finalizado y cuando nos dirigimos hacia el cámping empieza a llover y no parará hasta la madrugada, noche fría, húmeda y cuando nos despertamos el jueves el agua que está sobre los techos de la tienda está congelada.

Clue du Chaudan


Jueves 25, salimos de Beuil dirección a Entraunes, la mayoría del recorrido con niebla, una vez llegamos a Entraunes decidimos desayunar tranquilos y no empezar hasta que no se levante el día y salga el sol, así que hoy día tranquilo para hacer la Clue du Chaudan, barranco corto y concentrado: toboganes y rápeles muy estéticos, el agua bastante fresca.
Una vez finalizado nos dirigimos a Roquesteron allí esta nuestro último barranco de la agenda: Clue du Riolan.


 Viernes 26, para el Riolan es posible hacer combinación de coches o andar 1h30', en el cámping de Roquesteron pedimos si hay alguien que nos pueda acercar a la entrada y ningún problema. Así que quedamos en la salida del barranco, Puente de Sigale, dejamos nuestro vehículo y nos vienen a recoger para el inicio del barranco.

El barranco, muy acuático, pasos estrechos, altas paredes y algún caos donde hay que buscarse la vida.


Una vez finalizado de regreso a casa, semana intensa pero nos han quedado un montón por hacer.